5be0a2d82c452.jpegEl Barcelona aterrizó este lunes en la previa de lo que será uno de los platos fuertes de la cuarta fecha de la fase de grupos de la Champions League, cuando se enfrente al Inter de Italia hoy martes a partir de las 17 (hora argentina).

 

Para el tan esperado cruce, el nombre de Lionel Messi entre los concentrados alertó a propios y extraños, debido a que todavía no tiene el alta médica por su fractura en el radio derecho.

 

En su llegada a Italia, se lo vio firmando autógrafos con el brazo lesionado, sin mostrar signos de dolor.

 

En el entrenamiento de este lunes en el imponente San Siro, que empezó a las 19 horas, el argentino comenzó la sesión con normalidad, sonriendo en los rondos iniciales junto a sus compañeros aunque sin arriesgar demasiado. Eso sí, constantemente se iba tocando el brazo, siempre rígido y resguardado. Aunque el técnico, Ernesto Valverde, ya aclaró que no piensa correr "ningún riesgo" si tiene dudas de que puede resentirse de su lesión.