El presidente de Estados Unidos, Donald Trump insistió el miércoles en que México ya está pagando la construcción del muro fronterizo a través del acuerdo de libre comercio renegociado el pasado año, conocido como T-MEC.

En repetidas ocasiones, Trump ha insistido en que México pagará por el muro, algo que rechaza rotundamente el Ejecutivo mexicano.

Trump no explicó en su tuit el procedimiento concreto por el que México pudiera estar pagando la construcción del muro fronterizo a través de este acuerdo comercial.

La administración gubernamental se mantiene cerrada desde el pasado 22 de diciembre en medio del pulso que mantienen Trump y los demócratas por la exigencia del gobernante de que el Congreso le apruebe los 5,000 millones de dólares que ha pedido para construir su muro en la frontera con México.

El actual cierre de la Administración afecta a agencias de diez departamentos del Ejecutivo, incluyendo Transporte y Justicia, así como a decenas de parques nacionales.

El cierre también perjudica a 800,000 de los 2,1 millones de trabajadores federales, que no cobrarán mientras se mantenga este impasse y están a expensas de la aprobación de un presupuesto.