Varias personalidades francesas, entre las cuales se encuentran la actriz Juliette Binoche y el economista Thomas Piketty, firmaron una petición contra el aumento de las tasas universitarias para los estudiantes no europeos, rechazando "un muro del dinero", que amenaza a "los menos favorecidos".

El gobierno anunció en noviembre que aumentará de manera significativa las matrículas de inscripción para los estudiantes no pertenecientes a la Unión Europea (UE), de tal manera que la tasa anual pasará de 170 a 2.770 euros en licenciatura, y de 243 a 3.770 euros en las maestrías, al inicio del nuevo año 2019-2020, lo que equivale a "un tercio del costo real" de su formación para las finanzas públicas, según las autoridades galas.